¿Por qué hay sitios que ofrecen licencias de Windows 10 baratas?

Si necesitas comprar una licencia de Windows 10, navegando por internet probablemente hayas encontrado sitios web que las venden a precios muy convenientes, asegurando que se trata de claves legítimas. ¿Nos podemos fiar de las páginas que venden licencias Windows 10 baratas a precios a veces muy bajos? ¿O tal vez estamos ante una estafa?

Vamos por partes. Ya se sabe que Windows es uno de los sistemas operativos más utilizados en todo el mundo. Pero es que además, Microsoft Office se usa en muchos más equipos, no solamente en Windows sino también en dispositivos de Apple por ejemplo. Todo el mundo quiere disfrutar de sus ventajas.

Aparte de esto, y aunque no suele ser  lo habitual, algunos fabricantes venden equipos informáticos desprovistos de sistema operativo, lo cual permite un ofrecer precio de venta más barato. En estos casos el comprador no tiene más remedio que adquirir la licencia Windows por su cuenta.

El precio a la venta de estas licencias en los sitios oficiales no suele ser barato. Esto hace que muchas personas se planteen recurrir a sitios «alternativos» para conseguirlas. Sitios que no siempre son de confianza. Lo que encontramos en muchas de ellas son licencias Windows 10 baratas. Estas parecen oficiales, aunque en realidad no lo son.

El problema de las licencias Windows 10 baratas

licencia windows 10

¿Por qué hay sitios que ofrecen licencias de Windows 10 baratas?

El principal problema o riesgo de estas licencias Windows 10 baratas es que no sabemos de dónde han salido Y cuando al fin lo sabemos, suele ser demasiado tarde para rectificar.

Microsoft ha cambiado la forma en que se activa su sistema operativo. Podremos instalar Windows 10 en nuestro equipo e incluso obtener las últimas actualizaciones, pero no podremos personalizar muchas partes de Windows, incluida la mayor parte de los ajustes de Personalización. Para muchos usuarios eso no supone mayor problema.

Hay un montón de sitios web donde se venden licencias Windows 10 baratas por menos de 30 euros. La mayoría de ellos son páginas de las que probablemente nunca hayas oído hablar. En casi todos no existen opciones de pago tipo PayPal y se nos exige el pago con una tarjeta de crédito. ¿Es buena idea proporcionar los datos de nuestra tarjeta de crédito a extraños? Sin duda, comprar claves de un sitio web desconocido y sin garantías es un método que recomendamos evitar.

Además, cabe plantearse la pregunta de cuál es el origen de estas licencias. ¿De dónde salen? Hay tres posibles explicaciones:

  • Licencias por volumen. Es uno de los escenarios más probables cuando se trata de encontrar licencias Windows 10 baratas. Las licencias por volumen se originan cuando alguien necesita cientos, incluso miles de licencias de Windows y compra una única clave de producto para todos sus ordenadores. Así es como lo hacen las grandes empresas, las instituciones educativas o las administraciones públicas. Hay quien vende esa clave de producto cientos de veces, pero hay un inconveniente: en cualquier momento Microsoft puede rescindir dicha licencia, dejándonos sin acceso después de haber pagado.
  • Licencias de otros países. En algunos casos, esa licencia de Windows 10 que compramos en webs anónimas podría proceder de otro país donde los precios son más bajos. Es muy probable que esta clave de producto sea duradera. Aun así, sigue siendo un recurso ilegal y no completamente exento de riesgos.
  • Claves caducadas o ilegítimas. Por último, se puede dar el caso de que estemos comprando una licencia de producto que ha caducado o que nunca existió. Cuando nos damos cuenta ya es tarde y el dinero pagado (por poco que sea), habrá sido gastado en vano.

Nuestro consejo: mejor en el sitio oficial

windows 10 home and pro

Lo más seguro es comprar la licencia Windows 10 en los sitios oficiales

Por todo lo anterior, lo más sensato y seguro es comprar la licencia de Windows 10 en los sitios oficiales. No vale la pena incurrir en riesgos innecesarios.

Existen tres tipos de licencias principales de Windows 10 que se pueden comprar como usuario sin ningún problema. Las características de cada una de ellas son diferentes:

  • Home: La licencia básica para cualquier usuario de Windows 10. Con ella tenemos acceso a todas las funciones principales del sistema operativo, aunque no a algunas de sus  características más avanzadas.
  • Pro: La licencia profesional de Windows 10. Es más cara, pero ofrece muchas más opciones. Por ejemplo, viene preparada para equipos con más de 128 GB de RAM, tiene más opciones de trabajo en grupo como escritorio remoto y otras orientadas al mundo empresarial.
  • Pro for Workstations: Se trata de una licencia profesional todavía más específica, especialmente pensada para pequeñas empresas. Básicamente, dispone de todo lo que ofrece la versión Pro, aunque con notables mejoras. Enter ellas destacan las de la gestión de grandes volúmenes de datos o la posibilidad de ejecutar configuraciones de dispositivo de alto rendimiento.

Estas licencias están a la venta en la página oficial de Microsoft para ello. El precio para Windows 10 Home es de 145 euros, para Windows 10 Pro de 259 euros, y para Windows 10 Pro for Workstations de 439 euros.

Finalmente, hay que recordar que existen otras opciones perfectamente legales de conseguir estas licencias. Por ejemplo, si ya somos usuarios de Windows 7, podemos acceder a la licencia de Windows 10 de forma gratuita. También, aunque se trata de casos más raros, se puede dar la situación de que alguien pueda haber comprado  licencias excedentes a un precio bajo para luego revenderlas. De este modo se puede obtener una licencia totalmente legítima a un precio excelente.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Actualidad Blog
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.